Saltar al contenido
Las Plantas y las flores

Raíz de malvavisco

El malvavisco también conocido como bismalva o hierva cañamera, es una planta originaria de África y Europa, que crece en lugares húmedos, como cunetas, pantanos, orillas de ríos, lagos, entre otros, siendo la raíz de malvavisco una de las más cultivadas a nivel mundial.

Esta planta ha sido utilizada desde la antigüedad gracias a sus propiedades antiinflamatorias que son efectivas para tratar dolencias asociadas a las vías respiratorias y de la piel, así como otras aplicaciones descubiertas en la actualidad.

Raíz de malvavisco

La raíz de la planta de malvavisco es una sustancia con propiedades curativas que han sido aprovechadas desde hace más de 2.800 años. Aunque principalmente se utilizaba la raíz, actualmente también se aprovechan las flores y el tallo, los cuales contienen también componentes que se encuentran en la raíz solo que en menor proporción.

La raíz del malvavisco contiene altos porcentajes de mucílago, componente que se usa con frecuencia y de forma efectiva para tratar enfermedades respiratorias e inflamaciones en la piel.

El malvavisco se encuentra fácilmente cuando se está cerca de lugares húmedos, especialmente donde se forman pantanos que perduran por mucho tiempo. La raíz de la planta de malvavisco es gruesa y se va agrandando a medida que el tiempo pasa. Y gracias a la concentración de polisacáridos su sabor es dulzón.

Es normal encontrar esta planta en lugares húmedos, por lo que se originó del continente europeo y de algunas localidades del continente africano, aunque en la actualidad puede ser encontrada y cultivada en cualquier parte donde pueda proveerse de la humedad que necesita para crecer y conservar sus propiedades curativas.

Propiedades de la raíz malvavisco

Si bien la raíz del malvavisco es el componente de la planta más usado en la elaboración de medicinas naturales, tanto el tallo como las hojas y las flores también contienen las mismas propiedades de la raíz.

Los efectos curativos de la raíz de malvavisco se deben a los altos niveles de mucílago que esta contiene. Desde la antigüedad su preparación se ha basado en dejar secar la raíz del malvavisco para luego consumirla como verdura o ingerirla como una infusión.

El mucílago es una propiedad natural curativa que funciona para tratar enfermedades respiratorias, así como antiinflamatorio y antibacterial, por lo que es común que también se use al malvavisco como tratamiento de afecciones de la piel.

Es importante resaltar que aunque el mucílago es el componente que predomina en la raíz de malvavisco, esta también contiene cantidades considerables de antioxidades flavonoides, asparaganina, cumarina, ácidos fenólicos, quercetina, kaempferol, taninos, pectinas y otros compuestos con propiedades antialérgicas.

Combinados, todos estos componentes son efectivos para mejorar y minimizar el dolor y la inflamación de las vías respiratorias. También puede usarse como calmante en los casos de enfermedades autoinmunes, como la artritis reumatoide, ya que disminuye el dolor y la inflamación de las articulaciones.

Beneficios de la raíz de la planta malvavisco

Tanto la raíz como otros componentes del malvavisco sirven como tratamiento natural para distintas enfermedades. Gracias a su diversidad de propiedades medicinales esta planta funciona perfectamente como antiinflamatorio, antibacterial y calmante. Entre los distintos beneficios de la raíz de la planta de malvavisco encontramos:

  • Reduce la inflamación de las vías respiratorias causadas por la tos y la gripe. También es un excelente expectorante ya que ayuda a eliminar y expulsar la flema acumulada.
  • Las infecciones del tracto urinario y de la vejiga también pueden tratarse con éxito, preparando la infusión de raíz de
  • Consumir la raíz de la planta de malvavisco cocida funciona perfectamente como tratamiento de los accesos bucales, por sus propiedades antibacteriales y antiinflamatorias.
  • Aplicar apósitos de raíz de malvavisco sobre quemaduras o cualquier tipo de herida sirve para aliviar el dolor y reducir la inflamación.
  • Gracias a sus propiedades antibacteriales sirve para tratar enfermedades causadas por bacterias como la amigdalitis, bronquitis, entre otras enfermedades de las vías respiratorias y la zona bucal.
  • Ingerir infusión de raíz de la planta de malvavisco ayuda a restaurar la capa que protege el tracto intestinal y el estomago, facilitando la digestión, evitando enfermedades estomacales causadas por bacterias o virus.
  • Combinar la infusión de raíz de esta flor, con la aplicación de apósitos en torceduras o dolores musculares, le ayudará a aliviar los dolores y la inflamación causados por estas.
  • Esta planta es excelente para prevenir y tratar la retención de líquidos. Al tomarse como infusión, además de atacar los problemas gastrointestinales también funciona como diurético natural.
  • En la antigüedad, la flor de malvavisco se daba a masticar a los niños en etapa de dentición ya que se pensaba que sus propiedades antiinflamatorias y calmantes aliviaban el efecto que produce el crecimiento de los dientes.

Contraindicaciones de la raíz de malvavisco

La raíz de la planta de malvavisco debe administrarse con prudencia en personas con diabetes debido a sus altos porcentajes de mucílago, ya que puede disminuir los niveles de azúcar en la sangre.

Por otro lado, se recomienda consumir las infusiones de la raíz de la planta en horas que no coincidan con la toma de medicamentos farmacéuticos, ya que está puede contrarrestar el efecto que se desee obtener de dicho medicamento.

Hasta la fecha no se han registrado casos de alergias o efectos adversos ante la ingesta o aplicación de la raíz de esta planta. Sin embargo se exhorta a los pacientes a consumirla con precaución debido a su efecto diurético.

En general, la raíz de malvavisco no se aconseja en mujeres embarazadas, personas diabéticas y pacientes que se encuentre en recuperación post operatoria, debido a la cantidad de medicamentos que deben administrarse para mejorar el estado de salud.

Efectos secundarios de la raíz de malvavisco

La raíz de malvavisco combinada con medicamentos para la diabetes pueden provocar que los niveles de azúcar en la sangre del paciente se alteren, esto lo causa los altos porcentajes de mucílago que esta contiene.

Por otra parte, aunque no está demostrado científicamente que la raíz de malvavisco tenga algún efecto negativo durante el embarazo o periodo de lactancia, por lo general no suele recomendarse su consumo durante estas etapas.

Si desea que el tratamiento que está tomando bajo administración médica tenga el efecto deseado en su salud, asegúrese de no tomar infusión de raíz de malvavisco en las horas previas y posteriores a la toma del tratamiento recomendado por el médico.

Flores Manrique George Administrator

Biólogo – Naturista, redactor y principal editor del contenido creado en diversas revistas académicas, co-fundador de LasPlantasyFlores